viernes, 18 de junio de 2010

EL RIDÍCULO PROYECTO KIRCHNERISTA SE DILUYE. UN RESULTADO ANUNCIADO QUE SÓLO ELLOS NO QUISIERON VER

El proyecto ambiguo de los barras que no será posible
Canchallena
 
 
La agrupación Hinchadas Unidas Argentinas se disgrega por falta de dinero y promesas incumplidas: de 43 clubes que la integran quedarán al mando apenas tres.
por Nicolás Balinotti (*)

PRETORIA.- En retirada, los barras de Hinchadas Unidas Argentinas (HUA) abandonan a cuentagotas Sudáfrica sin dinero en sus bolsillos y con la esperanza nublada de acompañar a la Argentina hasta el final. Llegará mañana a Buenos Aires una comitiva de 50 personas, con los líderes de algunas barrabravas de los clubes del ascenso. Quedarán aquí unos 100 barras de un total de 235. El proyecto kirchnerista de HUA se fue disgregando y una de las razones de la fuga de algunos barras fue la falta de dinero y las promesas incumplidas. 

Existían antecedentes que hacían prever que la iniciativa de "no violencia en los estadios" que expresaban las 43 barras bravas que integraban la a HUA podía estrellarse contra una realidad. Historias de traiciones, intereses comunes, muertes y episodios delictivos resueltos a los tiros son el epítome de los motivos por las que el proyecto difícilmente iba a salir a flote. 

Hablaron los barras que están en Sudáfrica. "Esto es una jugada de laboratorio. La interna nuestra era una guerra hasta seis meses atrás, pero nos pusimos las pilas, hicimos buena onda y acá estamos, con pibes de otras barras, compartiendo un Mundial", manifestó uno de los cabecillas de una barra brava de un club del ascenso del conurbano bonaerense. Lo dijo en el corazón de Church Square, en Pretoria, rodeado de muchachos con camisetas que no son las de su equipo. 

La idea inicial de HUA era un reflejo de la antigua ONG Nuevo Horizonte, que en 2007 financió el viaje de 23 barras de Independiente a la Copa América de Venezuela. HUA levanta las consignas de la "no violencia", además de exigir un registro de hinchas y pedirles a los clubes que transparenten la situación de los barras y los adopten como acomodadores del público en las tribunas. ¿Es esto posible? El experimento de Nuevo Horizonte no funcionó, pese a reunir a muchas barras y diseñar el decálogo del hincha, con los diez mandamientos para acabar con la violencia en los estadios. "No funcionó porque cada uno quiere llevar agua para su molino y no les interesa el bien común", contó alguien que lideró la iniciativa de Nuevo Horizonte. 

Bajo las siglas de HUA se anidaban 43 hinchadas de diferentes clubes. Decían que no se unían solamente para viajar al Mundial y prometían bajar a tierra su proyecto. "Tengo en cuenta que algunos de los muchachos tengan procesos penales en marcha, pero eso no quita que se puedan insertar en la sociedad. Esto es un trabajo desinteresado, que va más allá. Se quiere transmitir ideas, terminar con las cagadas en los estadios", instruía el dirigente de Compromiso K Marcelo Mallo, el verdadero nexo entre la política y los barras de HUA. 

Fabiana Rubeo fue una de las ideólogas de Nuevo Horizonte. Fue ella junto con algunos muchachos de la tribuna quienes convocaron hace dos años a las primeras asambleas de barras. La primera fue en la sede de Platense y otra en la de El Porvenir. En uno de esos encuentros se cruzaron por primera vez las barras de Nueva Chicago y Tigre después del asesinato de Marcelo Cejas. Sin embargo, y pese a la buena intención de la iniciativa, la situación se desbordó y nadie pudo controlar los raptos agresivos que se despiertan a menudo desde los sectores que colonizan las tribunas. 

Desde que nació HUA en noviembre del año pasado la secuencia de hechos violentos relacionados al fútbol continuó con su secuencia del miedo y el terror. Vale recordar algunos, los más recientes. En marzo pasado, en apenas una semana, hubo tres muertos y varios heridos como ajuste de cuentas de un enfrentamiento a tiros por colonizar la tribuna de Rosario Central, Defensa y Justicia y Estudiantes de La Plata. La barra de Central está en la mesa chica de HUA, mientras que los platenses y los de Florencia Varela no fueron admitidos. Todo esto forma parte de una mezcla que nubla de credibilidad cualquier proyecto. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

La idea central que tuvimos al crear este blog, fue brindar un espacio para que todos los que pensamos que la violencia en el fútbol es un mal propio de una sociedad enferma, podamos vertir aquí nuestras opiniones, comentarios, con total libertad intelectual, obviamente. No se admitirá insulto ni comentarios que contenerlos implícitamente. Aprovechemos para intercambiar ideas, propuestas, denuncias si fuera el caso. No les dejemos a estos delincuentes que sigan avanzando, nunca y menos en estos tiempos que gozan de la impunidad que les brinda el Gobierno y los dirigentes de fútbol, con Julio Grondona a la cabeza.